Translate

sábado, 9 de julio de 2011

La crisis griga (deudocracia)

Europa tiembla ante la inminente quiebra de la economía griega. El euro peligra y las agencias de calificación advierten de un inminente desastre si Grecia no es rescatada; y todo ello producido de forma artificial por los mismos que hoy imponen medidas de austeridad al pueblo griego; los mismos que han prestado dinero a Grecia.
Porque no nos engañemos, la crisis griega, que no difiere de la de otros países europeos que están también al borde del abismo, no es culpa del pueblo, ni de la falta de recursos; los culpables están en los despachos de las muntinacionales o en sus grandes mansiones. Son los especuladores y los intereses financieros siniestros. Ellos son los responsables de los mayores problemas que tiene la sociedad humana en este momento.

Antes de la llegada del euro, Grecia era un país pequeño que vivía principalmente del turismo. La industria turística se apoyaba en un nivel de vida moderado, buenas playas y gentes amables que configuraban un país agradable para el turista. Con la llegada del euro esto cambió por completo. Los precios y el nivel de vida subió. Sucedió lo mismo en nuestro país. El turismo ya no podía ser de baja calidad, pues los precios no eran los mismos. Grecia se vio obligada a pedir créditos para mejorar sus infraestructuras, pero este solo fue el principio de su a debacle. A partir de ese momento, una serie de decisiones políticas nefastas hicieron que su deuda creciera hasta llegar al punto donde nos encontramos hoy. Esto no hubiese sucedido si las condiciones en los que fueron concedidos esos créditos no hubiesen sido tan abusivas. Alemania, el principal acreedor , exigió al gobierno griego, que le comprase armas, el FMI austeridad en el gasto público, y por supuesto un interés alto. Así es como un país pierde su soberanía frente al capital, como lo han hecho otros muchos.
¿Pero quien son estas entidades crediticias y a quien defienden? El FMI (Fondo Monetario Internacional), es la herramienta de defensa de los intereses de Estados Unidos en el mundo, pero no del pueblo norteamericano, sino de sus multinacionales y bancos. Cuando interviene o dictamina resoluciones, no busca nunca el bienestar del pueblo del donde los hace, protege los intereses económicos. Como consecuencia de esto, es el pueblo y no otros los que acaban pagando los desmanes de sátrapas y burócratas.
La actuación del BCE (Banco Central Europeo) no difiere mucho en su actuación respecto a al FMI. Sus directivas van siempre contra la gente.
Después de un duro debate, Grecia a vuelto a ser rescatada, pero vamos a ver en que consiste este rescate. El BCE presta dinero para que el país pague los intereses de la deuda anterior, es decir, que la práctica totalidad del dinero que el BCE da al gobierno griego no es para inversiones que alivien la creciente tasa de paro, sino para crear nueva deuda que se suma a la anterior con sus correspondientes intereses. Quien quiera ver en esto una solución es que está ciego o es un iluso. Es evidente que Grecia no va a poder hacer frente a una deuda que crece más y más, es una espiral suicida que conduce al país a la banca rota. Pero por si eso no fuera bastante castigo por delitos que el pueblo griego nunca cometió, el BCE exige a serie de medidas destinadas a destruir por completo la posibilidad de recuperación del país. Medidas como la supresión de funcionarios, recortes en los servicios sociales, disminución de las pensiones etc. Con estas medidas el crecimiento del paro y el aumento de la pobreza en el país está asegurado.
Si lo que realmente quieren resolver los problemas de Grecia y de otros países que están en similares condiciones, podrían, por ejemplo, demorar el pago de la deuda unos años, hasta que el país salga adelante, exigiendo a su gobierno que tome medidas que fomenten la creación de riqueza, pero esto nunca lo aran. Eso supondría la perdida de dividendos para todos los bancos que han comprado deuda griega, también para todos los especuladores que verían como sus ganancias se esfuman durante años.
Recuerden el origen de toda esta crisis, como empezó y lo que se hizo para paliarla. No se tomaron medidas reales destinadas a poner soluciones, nuevas políticas para los problemas reales, por el contrario lo que se hizo fue salvar a las entidades financieras, precisamente los causantes directas de todo este desastre.

Por desgracia, el gobierno griego no es como el de Islandia o Ecuador. Estos países han ya han plantado cara al FMI y a sus políticas destructivas. Tendríamos que echar mano de de historia para recordar a estos políticos griegos y al mundo en general la doble barra de medir que utiliza el Tribunal Internacional y el FMI dependiendo para quien sea aplicado el derecho.
Cuando EEUU terminó su campaña de IRAK, se dieron cuenta que este país tenía una deuda enorme con varios países. Para evitar que el gobierno impuesto por EEUU tuviese problemas y facilitar la reconstrucción del nuevo IRAK sometido, EEUU declaro esa deuda ODIOSA. Este concepto muy poco conocido, por motivos obvios, consiste en declarar una deuda ilegal cuando no se utiliza para fines legítimos. El gobierno de EEUU alegó entonces, que la deuda había sido utilizada para someter al pueblo iraquí por parte de Sadam. Con el beneplácito del FMI, y del tribunal internacional, la deuda fue declarada odiosa y no pagada. Este mismo sistema fue aplicado muchos años atrás, cuando España perdió Cuba. De esta forma el gobierno americano siembra el terreno para poder implantar sus muntinacionales en territorios libres de cargas.

Pero todo esto, no es más que la constatación de que el mundo está gobernado por un sistema que se basa en el sometimiento de las gentes a la tiranía y al eslavismo, la dominación de algunos poderosos sobre la mayor parte de la población mundial. Espero que el pueblo griego, como muchos países que están entrando en esta situación, se den cuenta de que esto no puede continuar así. Hay que revelarse y decir basta a estos criminales que hacen y deshacen a su antojo sin ningún tipo de control.
Por suerte para todos, muy pronto el mundo tendrá que despertar de este letargo, pues la caída del sistema del dinero está a punto de producirse. Su fin está en su propia naturaleza.
A continuación me gustaría que vieran este vídeo, esta hecho en Grecia y en el se dan las claves de la crisis griega .