Translate

domingo, 22 de enero de 2012

La venganza de Annonymus


Mis queridos amigos de annonymus:

Una vez más habéis demostrado vuestra capacidad para tirar abajo servidores, aunque solo temporalmente claro. También habéis ofrecido, para escarnio y mofa del público, información personal del director del F.B.I. Todo esto está muy bien, claro que si. Pero cual ha sido la motivación que os ha llevado ha hacer estas travesuras ¿La venganza irracional o un plan previamente estudiado destinado a acabar con el poder despótico que nos gobierna?
Según vosotros mismos, la venganza.
En la antigüedad, los llamados caballeros luchaban por la libertad y la justicia allá donde fuese mancillada, también defendían el honor de las doncellas con su espada, y si fuera necesario con su vida. Si habéis querido imitar a alguno de estos caballeros, lo habéis hecho francamente mal. Primero de todo, os habéis equivocado de doncella, pues más que doncella era una gran prostituta que cobraba bien caros sus servicios. Este hombre no merece vuestro trabajo, y mucho menos que enarboléis vuestras mejores armas en su defensa, pues es, como los que le han detenido, escoria.

Todos vosotros sabéis buen que al poder le molesta internet, que a los mercados les molesta, y que molesta a las discográficas. Su naturaleza anárquica va en contra de todos los principios del capitalismo y del lucro, algo que el poder no fue capaz de ver cuando dio alas a la RED. Al principio eramos pocos y para ellos la RED no era una amenaza , pero ahora somos muchos conectados, personas que tienen acceso a información que el poder no quiere que sepamos, y esto les está poniendo nerviosos, hasta el punto de llegar al despotismo legislativo. Mucho me temo que están buscando la manera de controlarnos, de controlar los contenidos y lo que hacemos en la RED, y no creo que tarden mucho tiempo en encontrar la manera de hacerlo, más si tienen argumentos para ello. Vosotros, en vez de destapar sus intenciones y poner remedio a sus oscuros planes, os dedicáis a defender putones verbeneros que dan legitimación a la justicia para actuar contra Internet, parásitos del sistema capitalista que se lucran con cosas que no son suyas.
Si Kim Schmitz fuese una persona que dirigiera una ONG, o se dedicase ha facilitar, como muchos lo hacemos, el intercambio de archivos sin ningún tipo de lucro personal, lo entendería, pero todos sabemos que no es así, que es una pieza más de este sistema podrido al que llamamos capitalismo, incluso más bajo aun, un parásito que además a sucumbido a la ostentación y al lujo. No merece mi respeto y no debiera merecer el vuestro.

Como muchas buenas personas que se dan cuenta de la realidad que les envuelve, buscáis la forma de atajar la ola de totalitarismo que se nos viene encima, pero también como muchos, equivocáis objetivos y no sois capaces de ver cual es problema real, quienes son los que os quitan la libertad y los derechos.

Si este ataque hubiese sido contra una entidad bancaria en uno de esos paraísos fiscales donde los que quieren cuartaros la libertad guardan con celo su dinero, annonymus sería hoy una organización considerada el primer enemigo público;incluso más peligrosa que al Qaeda.

Posiblemente, el copyright junto a los derechos de de propiedad intelectual han sido los frenos más poderosos para el avance del ser humano. Lejos de lo que se piensa, el incentivo monetario no es la mayor de las motivaciones por la que se hacen las mejores obras, pero si es la forma en que el conocimiento humano es controlado y puede ser comercializado, como lo son todas las cosas en un sistema capitalista; esta es su razón de ser. Esto no se arregla dando una pataleta y tirando servidores, sino con acciones más contundentes y precisas. Violando los derechos de autor o copyright o las patentes, sin ánimo de lucro, con la intención de difundir estos conocimientos restringidos a todos y de forma masiva. Eso sería una acción contundente. Robar los secretos, las fórmulas y difundirlas. La ciencia es de todos, las creaciones artísticas también lo son.